Perú se despidió goleando 2-0 a selección australiana

El fútbol como todo en la vida termina siendo una auténtica paradoja. Perú jugó muy bien contra Dinamarca, pero perdió por un grave error de Gareca al dejar en el banquillo a Paolo Guerrero, que seguro hubiera anotado el penal que nos pitaron a favor, y, luego hubiéramos mantenido el resultado; contra Francia jugamos bien, neutralizamos sus estrellas, nos anotaron en el único descuido defensivo que tuvimos, y, un tremendo remate de Aquino que chocó en el poste, nos privó de un justo empate ante un conjunto de rutilantes figuras y gran candidato al título, que se llevará la ansiada Copa Jules Rimet.

    Lo paradójico de la situación es que frente al equipo australiano sin jugar mal, fue el peor de los tres partidos de la blanquirroja. En efecto, los oceánicos nos atacaron permanentemente de manera especial en el primer tiempo. Ni Francia ni Dinamarca nos llegaron y remataron tantas veces; sin embargo, con Australia no tuvimos medio campo, ellos tuvieron mas tiempo la pelota; sin embargo esta vez fuimos muy efectivos y en las pocas veces que llegamos anotamos dos goles, en realidad, un golazo de André Carrillo y el oportunismo del tremendo goleador que es Paolo Guerrero.

    Los párrafos precedentes nos sirven como marco de referencia, para un análisis mas integral de nuestra querida selección de fútbol, y, revelan en una síntesis muy apretada su actuación en el mundial de Rusia, donde en conclusión tuvimos una actuación buena, pero no magnifica como hubiéramos deseado, amparados en los 14 partidos invictos y con el buen juego de que veníamos precedidos.

    Sin ninguna duda que el gran artífice, el creador, orfebre, o planeador de esta muy prometedora selección nacional, tiene nombre propio y se llama Ricardo Gareca. En estos casi 4 años de trabajo logró juntar a unos cuantos jugadores destacados y reconocidos a nivel mundial en realidad solo Jefferson Farfán y Paolo Guerrero, con otros de nivel intermedio que se “defendían” en diversas Ligas como Paolo Hurtado, André Carrillo, Cueva, Ramos, Flores y Yotun. Como es de verse, muy poco para pretender ganar sudamericanos, y, mas difícil aún buscar éxitos en la prolongada y dificilísima eliminaría sudamericana para participar en Rusia 2018.

    Con un valioso, esforzado y eficiente trabajo completó lo poco que tenía con jugadores novatos internacionalmente, que destacaban en el medio local, y, que para otros entrenadores de selección habían pasado desapercibidos. Así surgieron figuras que ahora son indispensables en la selección, y, muy cotizados por lo menos en el mercado del continente americano. Tales los casos de Gallese, Cáceda, Advíncula, Santamaria, Araujo, Peña, Aquino, Ruidiaz, Cartagena y Trauco, entre otros. Mención aparte merece el caso de Alberto Rodríguez, un veterano y extraordinario jugador que juega poco y mal en los clubs, pero seguido y muy bien en la selección, Gareca tuvo la infinita paciencia de entenderlo y esperarlo, resultando pese a todo muy útil, incluso como segundo capitán. El otro caso remarcable es el de – sin mucho ruido, ni espectacularidad – deshacerse de los llamados magníficos, que tanto abusaron de la falta de carácter de Markarian y la Federación; nos referimos a Claudio Pizarro, Juan Vargas y Carlos Zambrano, que siempre fueron mas un estorbo que una solución.

    Estamos convencidos que Gareca ¡por fin! nos entrega una selección confiable, sería, luchadora y disciplinada; lamentablemente sin estrellas actuales o futuras, salvo André Carrillo, Renato Tapia y Pedro Gallese. El trabajo que queda es muy grande, y, por lo menos de 4 años mínimo. Tenemos materia prima básica y un prestigio bien ganado a puros goles y sacrificio; y, por lo visto parece que ya no tendremos a Gareca porque ahora está super-cotizado, y, no podremos retenerlo. Ojala siga Juan Carlos Oblitas y que su “buen ojo” nos ayude a encontrar el adecuado sustituto de Gareca. Y mientras tanto, el agradecimiento para él y sus bravos muchachos. Nos costó 36 años pero finalmente lo logramos ¡Muy agradecidos!.

Subdecano de la prensa nacional
Share
Tweet
+1