Exgobernador del Cusco cobró más de US$1 millón a Odebrecht

El Ministerio Público señala que Acurio negoció directamente con el presidente de Odebrecht en Perú

La ruta del dinero ilícito que recibió el exgobernador del Cusco, Jorge Acurio, incluye una parada en Andorra. En ese país, la constructora Odebrecht le depositó US$1 millón 250 mil como parte de los US$3 millones que la exautoridad solicitó por una obra vial.

Según pudo conocer “El Comercio”, de acuerdo al testimonio de un colaborador eficaz, identificado con el código 06-2017, los pagos comenzaron en el 2012 en el Banco Crèdit Andorrà. La cuenta en la entidad estaba a nombre de la ‘offshore’ Wircel S.A., empresa donde el abogado José Zaragoza prestó servicios.

 El Ministerio Público también sostiene que Acurio negoció directamente con el presidente de Odebrecht en el Perú, Jorge Barata, el pago de las coimas a través de un trabajador de la constructora. Precisamente este funcionario es el colaborador eficaz del caso a cargo del fiscal Hamilton Castro.

 El colaborador también incluye en sus confesiones que las transacciones pasaron a ser administrados por el empresario Gustavo Fernando Salazar, quien fue gerente de La Positiva Seguros y es actual presidente del Club Regatas Lima. El domicilio de Salazar Delgado también fue allanado hoy por la fiscalía.

 En papel del abogado Zaragoza, quien administró la ‘offshore’ Wircel, fue, según la delación, elaborar contratos ficticios entre esta empresa y Odebrecht para darle visos de legalidad a los pagos de la constructora para Jorge Acurio.

Subdecano de la prensa nacional
Share
Tweet